martes, 30 de junio de 2020

Que no se apague la llama del Arde Lucus

Una de las proyecciones virtuales hechas en la Muralla

El Arde Lucus ha sido raro, muy raro. Desde que lo inventaron unos valientes hosteleros de Campo Castillo y Ruanova hace  ya dos décadas, ha sido la edición menos cansada de todas, claro está, porque no hemos tenido que montar el campamento (ni desmontarlo que es peor porque aunque es menos esfuerzo estás reventado), pero también menos lucido, menos bonito, menos Arde Lucus, como era de esperar.

Se apostó por eliminar casi totalmente las actividades presenciales, haciendo un Arde Lucus virtual en que los vídeos han sustituido a los desfiles y a los tambores, pero que curiosamente están funcionando razonablemente bien y pueden servir como un testimonio de lo que es esta fiesta para la gente que nunca ha venido.

Tengo que mencionar los videos producidos por el Senado, y no porque yo salga en uno (lo que, si les digo la verdad, ha sido un tremendo honor por el escenario elegido, nada menos que la Domus del Mitreo) sino porque me ha parecido una idea fantástica aprovecharlos, no para lucir la toga, sino sobre todo para promocionar los restos arqueológicos de Lugo e invitar a los que los vean a venir a nuestra ciudad. Los textos son amenos y gracias a su autor, Carlos Maciñeiras, estoy seguro de que ayudarán a que la gente se anime a visitar Lugo.

12 de las 19 asociaciones de Arde Lucus (¿o son 20? Ya perdemos la cuenta) decidieron no participar presencialmente en la fiesta, con gran responsabilidad porque se entendía que de otra forma podría suponer transmitir una imagen equivocada, la de que no pasa nada y que la crisis sanitaria está superada lo que es obviamente falso.

Pero eso no quiere decir que las otras siete asociaciones, empezando por la Cohors y los Pretorianos (que son los que encabezaron la iniciativa de hacer desfiles pero con muchas precauciones) lo hayan hecho mal o hayan sido unos irresponsables. Al contrario, organizaron muy bien las cosas para evitar aglomeraciones y para transmitir una sensación de prevención que era la apropiada.

He visto imágenes de la gente que acudió como público a los desfiles, algo inevitable por muchas precauciones que se tomen, y les diré que no tengo nada que criticar al respecto: vi a todo el mundo protegido, y si bien es cierto que las distancias de seguridad no se mantuvieron, se entiende que precisamente para eso es la mascarilla, para cuando no se pueden mantener los metros apropiados. Si podemos ir en autobús todos apelotonados tapándonos boca y nariz, entiendo que al aire libre podemos juntarnos con más motivo siempre que las usemos.

No me entiendan mal, la mascarilla no exime de las demás precauciones, y siempre que puedan mantengan la distancia porque es la mejor prevención, pero lo que estamos hablando es de que la gente la mantuvo casi siempre y cuando estaban cerca se protegieron. Así sí.

En cuanto a las asociaciones, han respondido, como siempre. Cada una de ellas como ha entendido apropiado, ya sea haciendo actividades enfocadas a su difusión en redes sociales o en la calle y todas lo han hecho bien hasta donde yo he visto, a pesar de la presión que tuvieron las que se animaron a hacer desfiles porque se les hizo firmar, por parte del Ayuntamiento, un más que discutible documento en que se les hacía responsables de los percances que pudieran producirse, algo inaceptable en una actividad organizada por la propia administración. Afortunadamente espero que no haya que pelear la legalidad del documento porque no ha pasado nada.

El Arde Lucus del MMXXI será de nuevo lo que debe ser. Volverán los campamentos, la fiesta, las actuaciones, los desfiles y las bromas entre romanos y castrexos y recuperaremos lo que nunca se debió perder, así que laven las togas y guárdenlas con cuidado porque… ¡volveremos!


Anexo: los vídeos del Senatus Lucus Augusti:


El Senado y la Fundación de la ciudad de Lugo - https://youtu.be/DvMPYdgODHc

Los senadores planifican la fundación de Lucus Augusti por orden del Emperador Augusto, que envía a su legado Paulo Fabio Maximo a levantar la ciudad.

 

El Senado en el Puente Romano de Lugo - https://youtu.be/_oOYA5nfQNk

Si algo caracterizó a la ingeniería romana fue su red viaria, que en Lugo se conserva en el Puente Romano que el Senado visita para explicar su importancia.

 

El Senado en la Piscina de Santa María de Lugo - https://youtu.be/wzf0YZLf0hQ

Uno de restos más importantes del Lucus Augusti romano es la llamada "piscina", que puede ser un baptisterio o parte de una antigua Domus.

 

El Senado en el Acueducto Romano de Lugo - https://youtu.be/jvdt8HxEpvo

Lugo contó con un acueducto, fundamental para la urbanización y desarrollo de la ciudad. El Senado visita sus restos para explicar su importancia.

 

El Senado en la Muralla Romana de Lugo - https://youtu.be/n03H1mJr9PU

Sin duda alguna el mayor resto arqueológico de la ciudad es su magnífica Muralla, la única romana que se conserva completa en el mundo.

 

La Conjura senatorial - https://youtu.be/zBVrq28ysYg

Cuatro senadores se reunen para confabular contra un "compañero"... Pero quizá no todo sea tan sencillo.

 

El Senado en la Domus del Mitreo de Lugo - https://youtu.be/02I5ukTcw1c

Una sorprendente excavación arqueológica reveló los restos de esta Domus, que contaba con un espacio dedicado al culto del Dios Mitra, el más occidental del Imperio

 

El Senado en las Termas Romanas de Lugo - https://youtu.be/EDNxKeO039Y

La importancia crítica del agua para Roma y sus propiedades curativas se traslada a las ruinas de las Termas imperiales que se conservan en Lugo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Derecho a réplica:

Se admiten comentarios, sugerencias y críticas. Sólo se pide cierta dosis de "sentidiño" y cortesía.