miércoles, 8 de febrero de 2023

Lugo Monumental repartirá 1.000 euros en premios á mellor animación de rúa no Antroido

Aínda que este blog é meu e non da Asociación que teño a honra de presidir, hoxe me van permitir que o use para difundir a recuperación do Premio de Animación de Rúa de Lugo Monumental. 1.000 euros en premios, que é moito para unha entidade que NON se nutre de subvencións (porque non as pide) por divertirse pola rúa non está nada mal.

Preparen o Antroido e xa saben, no casco histórico teñen premio.


NOTA DE PRENSA:

Lugo Monumental convoca no día de hoxe o IX Premio Lugo Monumental de Animación de Rúa, que terá lugar entre os días 17 e 21 de febreiro coa colaboración dos locais do centro histórico.

Como todos os anos, este premio está pensado para atraer ao centro ás cuadrillas que celebran o Antroido e que enchen as rúas do colorido, a música, e por que non, a irreverencia propia desta época.

Tal e como recollen as bases publicadas hoxe, entenderase como “animación” calquera actividade que as agrupacións participantes consideren oportuna (música, teatro, monicreques, monólogos, maxia, xogos infantís…) e que contribúa a crear diversión e ambiente rueiro no centro histórico de Lugo. Poderanse ter en conta as mellores cancións, disfraces ou presentacións, pero o que máis pesará será a animación creada nas rúas do centro.

Como inscribirse? É moi sinxelo:

  1. Para optar ao premio os participantes deberán enviar un correo electrónico ao enderezo asociacion@lugomonumental.es ou unha mensaxe de Whatsapp ao número 644 637 444 cos seguintes datos:

    1. Nome do grupo

    2. Número aproximado de participantes

    3. Descrición da animación

    4. Nome dunha persoa de contacto, teléfono e enderezo electrónico

  2. O prazo de inscrición abrirase no momento da publicación destas bases e finalizará o día 16 de febreiro ás 23:59 horas.

  3. A inscrición é gratuita.

Cada agrupación designará a un representante, que será o único interlocutor válido coa Organización para todos os efectos. En caso de resultar premiada, a agrupación faculta expresamente ao representante para recoller o premio obtido.


Que premios hai?

Establécense tres premios:

  • 1º Premio: 12 vales de 50€ por un importe total de 600,00 euros

  • 2º Premio: 6 vales de 50 € por un importe total de 300,00 euros

  • 3º Premio: 2 vales de 50 € por un importe total de 100,00 euros

Os premios entregaranse en vales de 50,00 euros trocables nas empresas asociadas a Lugo Monumental.


Quen vota aos grupos?

Os locais participantes son os que emitirán os seus votos, polo que é importante que os grupos se centren en animar as zonas onde se sitúan os 28 xuíces. Entregaráselles unha listaxe de locais con dereito a voto, que figuran nas bases da convocatoria, e haberá un mapa de Google coas localizacións.


Enlace ás bases

Enlace ao plano dos locais participantes

martes, 7 de febrero de 2023

El (triste) futuro del barrio del Carmen o el triunfo de la forma sobre el fondo

Una de las últimas vecinas del Carmen y la reforma que se pretende acometer, obviando el verdadero problema, que son las casas en ruina.
Fotos: La Voz de Galicia

En la calle del Carmen parece que sólo queda una vecina. Casi todas las casas están en estado de ruina o a punto de entrar en esa triste categoría. Mientras tanto, el Ayuntamiento se va a gastar 600.000 euros en repavimentarla y sustituir el jardincito que tiene la capilla al lado por una de esas horrorosas explanadas de cemento en que el verde sólo es un accesorio testimonial, para que no se diga.

Es el triunfo de la forma sobre el fondo. Con esos 600.000 euros se podía hacer un buen plan de rehabilitaciones en esa calle, que tampoco es tan larga, y ayudar a los propietarios a convertir esos edificios en ruinas en viviendas habitables, a un paso de la Muralla, pero no…

Dar por sentado que si se pavimenta una calle las casas se arreglarán solas es el mismo principio básico (y bastante estúpido, la verdad) que hace que se vayan a gastar una burrada de millones de euros en una estación Intermodal pensando que así los trenes vendrán solos. Es como construir una cuadra sin preocuparse de criar el ganado, imaginando que entrará por su propio pie. Pues va a ser que no.

Millones y millones de euros despilfarrados en obras absurdas, en reformas inútiles o en cascarones vacíos. Ese es el legado de dos décadas de políticas pensadas para vender humo pero los culpables no son únicamente quienes lo ponen en el mercado, sino de los pardillos que lo compramos, que llevamos 20 años comulgando con ruedas de molino porque las decoran muy bien.

lunes, 6 de febrero de 2023

Mi pobre Lugo...

Twitter de Inés Rey tras una agresión en Coruña y de Lara Méndez tras una agresión en Lugo.
Ustedes dirán.

La actualidad de Lugo y Coruña se parece en algunas cosas: ambas ciudades han sufrido recientemente episodios de violencia callejera, ambas ciudades tienen alcaldesas y ambas alcaldesas pertenecen al partido socialista. Ahí se acaba la semejanza.

Mientras Inés Rey, alcaldesa de A Coruña y Secretaria General del Partido Socialista, coge el toro por los cuernos, apoya al joven agredido y “exige” de la Delegación del Gobierno de Galicia “los medios necesarios par atajarlos y para poner a los responsables ante la justicia de modo inmediato”… Lara Méndez publica fotos del paseo del Arde Lucus por las calles de Madrid. Ni una palabra sobre los altercados, no sea que se empañe esa imagen de “todo va bien menos lo que no va bien por culpa de la Xunta”.

El Lugo de fantasía en que vive nuestro gobierno incluye una perfecta sincronización de los servicios públicos con la ciudadanía, una coexistencia tal que no es necesario retirar la injustificable cita previa. También asume que todo lo básico está cubierto así que podemos dedicar nuestros esfuerzos a otras cosas como hacer casitas de madera sin uso definido, carriles bici sin bicis, bañeras colectivas que no se encenderán hasta el verano (ahora gastarían mucho y canta demasiado) y demás caralladas en que se van los muchos millones que necesitamos para cosas más necesarias.

Probablemente ese sea el problema. Ante desafíos de una magnitud tremenda, como el abandono de los barrios, la degradación de los edificios de la ciudad, la crisis de limpieza, el caos del tráfico y demás se opta por ignorar todo eso y mirar para otro lado, vendiendo una imagen de perfección que no casa con la realidad.

Cuando alguien tiene la osadía de llamar la atención sobre un problema, como por ejemplo el hecho de que los aparcamientos propiedad municipal son más caros que los de otras ciudades (por ejemplo los de A Coruña, gestionados por su compañera de partido Inés Rey) o incluso que los privados de Lugo se arregla llamando mentiroso al que demuestra con datos tal extremo o dando la callada por respuesta cuando la realidad es tozuda e indiscutible.

Y así vivimos en Lugo, entre bailes, fiestas, chocolatadas y demás ferias, dando la espalda a los problemas reales quizá como confesión de la incapacidad para solucionarlos y fiando a las tácticas políticas más rancias una renovación en las urnas, que es posible dado el discreto éxito de las filas de la oposición en poner sobre la mesa los temas que a la gente realmente le quitan el sueño.

Ante una serie de agresiones en la ciudad, la reacción de Lara Méndez ha sido tirar de estadísticas y decir que no pasa nada, que Lugo es una ciudad segura y que no hay que ser alarmistas. No es consciente de que aunque eso pueda ser verdad sí hay una alarma social y una preocupación que no se vence con números, sino con agentes en la calle. Eso sí lo ha entendido Inés Rey quien, por cierto, también ha tramitado la instalación de cámaras de seguridad, esas que según nuestra regidora están prohibidas por la ley....

Mi pobre Lugo...

viernes, 3 de febrero de 2023

Estamos hartos de la cita previa en la administración



El tema de la cita previa es una auténtica tomadura de pelo. Se implantó con la excusa del Covid, aunque no tiene la menor lógica porque mientras podíamos hacer cola en el supermercado o para ponernos la vacuna en los hospitales, se ve que en la administración había un hecho diferencial que hacía que las cosas fueran diferentes. Ahora, tras dar por finiquitada en la práctica la pandemia, sigue siendo habitual que las administraciones públicas obliguen al ciudadano a pedir hora para hacer cualquier trámite lo que, sinceramente, no tiene el menor sentido y encima, según la defensora del pueblo de Galicia, es ilegal.

La administración trabaja a un ritmo diferente que el resto de los mortales. Yo mismo, que soy funcionario, veo que las cosas son diferentes en este mundo en que, por ejemplo, el incumplimiento de plazos por el pobre mortal trae consigo graves consecuencias mientras que si quien se salta el calendario es la administración no pasa absolutamente nada. Y así todo.

Frente a la lentísima, pesada y avasalladora burocracia que todo lo frena y que todo lo quiere controlar la receta de algunas personas es… poner más burocracia. Esa fe absoluta en la ineptitud pública por encima de la agilidad privada es algo que jamás he entendido. Puedo comprender que el Estado garantice ciertas cuestiones y que respalde servicios fundamentales, pero me cuesta mucho comprender que se siga pensando que la administración ha de hacerlo “todo”, y no porque redunde en un menor precio o una mayor cobertura para los particulares, nada más lejos.

Recientemente hemos demostrado que los aparcamientos privados de Lugo son más baratos que los públicos, propiedad del Ayuntamiento de Lugo, con lo que ya me dirán ustedes dónde está la ventaja para el ciudadano. No es una cuestión puramente municipal, la Xunta también está obsesionada con enterrar millones y millones de euros en la Tinería con una política que se ha demostrado equivocada, metiéndose a compradora, promotora, constructora e inmobiliaria con un éxito más bien discutible, ya que la zona sigue estando deshabitada a pesar de los muchos euros públicos enterrados allí.

Pero volviendo al tema de la cita previa, hay lugares donde jamás tuvo sentido. Por ejemplo, una de mis funciones en el trabajo es el diligenciado de libros de subcontratación de obras de construcción, un sector que ni siquiera en el confinamiento paró de trabajar más que unos pocos días (se les alargó un par de semanas el puente de Semana Santa), por lo que esos libros jamás se dejaron de hacer presencialmente y al momento, como toda la vida, algo que sigue sorprendiendo a las empresas que llaman para preguntar por el trámite.

Incluso durante el confinamiento estricto se siguieron haciendo todos los días en el horario de siempre, de 9 a 14. El edificio de la Xunta estaba casi vacío y sólo estábamos aquí unos compañeros de Política Social (algún día alguien tendría que reconocer su labor durante esos terribles días, porque fueron los que se encargaron de las sustituciones y demás trámites para que las residencias de mayores siguieran atendidas) y mi jefa de servicio y yo para tramitar el tema de los EREs/ERTEs... y los libros de subcontratación.

Tres años después de aquello la gente sigue llamando y se siguen sorprendiendo de que los libros se tramiten presencialmente, sin cita y al momento, algo que nos da idea de lo asumido que tenemos la normalización de una situación anormal y que jamás tuvo sentido alguno.

Desde hace ya algún tiempo la Xunta se atiende sin cita previa en el registro, pero no en todas las dependencias. Para depositar documentación el sistema de cita previa sigue funcionando pero no es obligatorio, mientras que en otras administraciones te dan con la puerta en las narices si no has hecho el trámite previo de pedir audiencia, como en el siglo XIX. Lo más grave es que esa petición se hace a través de medios que no todo el mundo domina, como internet o una lucha con una máquina que te atiende por teléfono. Eso supone una barrera para mucha gente, y no sólo hablamos de personas mayores, que parece que son el ejemplo más manido.

En el Ayuntamiento, por ejemplo para pedir un certificado del padrón, te dan cita con dos semanas de retraso lo que, en ocasiones, supone un problema grave para quien ha de pedir el papel con urgencia. No tiene el menor sentido y aunque siempre puede haber errores y retrasos indebidos, convertirlos en costumbre no es de recibo.

Basta ya de obligar a la ciudadanía a pasar por un trámite absurdo para hacer otro trámite. Si la pandemia ha terminado en la práctica, ha terminado para todo, no sólo para lo que conviene.

miércoles, 1 de febrero de 2023

Las cuentas de la Federación de Vecinos: 400.000 euros de subvenciones (como mínimo) en 4 años



Reconozco sentir una curiosidad tremenda por la composición del menú del “grupo de amigos” que, bajo el paraguas ideológico de la Federación de Vecinos de Lugo, degustaron en un conocido restaurante de la ciudad y que, según la factura presentada por Jesús Vázquez tan sólo salió a 9,70 euros por persona, si damos por bueno que había 100 comensales y que el importe total es el real: 970 euros.

Con la inflación y el coste de las materias primas entre otras cosas, hoy ya no queda apenas ningún local que ofrezca menús del día a tan bajo precio. Podemos pensar, que es mucho pensar, que les hicieron un descuento especial por ser clientes habituales, pero eso ya queda en manos de la imaginación de cada cual. Lo que sí sabemos es que no dejaron fotografiar la factura, vayan ustedes a saber el motivo.

Era broma, era broma”, es la salida respecto a las declaraciones del Presidente de la Federación de que quién pagó la factura fue “la alcaldesa”, ya fuera directa o indirectamente, mediante fondos del Ayuntamiento o a través de una de las muchas subvenciones otorgadas a quienes se declaran sus votantes y piden el sufragio activamente para ella, a pesar de ser ilegal en este momento… y ahí hay un problema de fondo sobre la bravucona amenaza de ir al juzgado a denunciar las grabaciones de la cena. Lo estoy deseando.

Si ponen un pie en una sala de justicia abrirán un melón que sería muy divertido diseccionar con cuidado. Podrían dar pie a una investigación de fondo de quién pagó qué y cómo lo hizo, pero también accesoriamente se podría intentar averiguar si hay la comisión de un delito electoral o, vayan ustedes a saber, si sería procedente estudiar al detalle las cuentas de la Federación de Asociaciones de Vecinos, ocultas bajo mantos de secretismo y que, por cierto, me juego algo a que incumplen las leyes de transparencia. Es una suposición pero basada en indicios muy poderosos.

La normativa que nos permite conocer el destino de los dineros públicos dice que han de estar en la web de las entidades las cuentas de las asociaciones cuando las subvenciones públicas percibidas superen los 100.000 euros al año o que los ingresos públicos representen al menos un 40% de sus ingresos anuales de la entidad siempre que alcancen los 5.000 euros. Mi instinto arácnido me dice que se cumplen ampliamente los dos requisitos, pero no lo podemos saber porque en la web de la Federación no dicen ni mú sobre las cuentas.

Un vistazo a fuentes públicas nos permite comprobar que en los últimos cuatro años (entre 2019 y 2022) la Federación recibió como mínimo cerca de 400.000 euros de dinero público procedente de la Diputación (algo más de 257.000 euros) y de la Xunta de Galicia (casi 140.000 euros), sólo de subvenciones directas. No se incluyen contratos ni fondos procedentes de otras administraciones. No sé sus presupuestos, pero salvo que manejasen un total que superase el millón de euros en esos 4 años la publicidad de las cuentas sería obligatoria porque superarían esa barrera mágica del 40% de financiación pública. En todo caso, en algún año sí superaron los 100.000 euros que hacen que sea obligatoria dicha exposición pública.

Así que sí, puede ser interesante que el señor Vázquez se persone en el juzgado para denunciar el atropello de su derecho a la intimidad, ejercido ante 100 personas, porque quizá por fin eso haga que sepamos las cuentas de una entidad que estamos pagando entre todos para que después, “en privado” pidan el voto para una opción... y encima nos tomen por imbéciles.

martes, 31 de enero de 2023

Poner el mismo empeño en protegernos que en multarnos



Cuando lo obvio es objeto de reclamación y noticia, mal vamos. Que la presencia policial en el casco histórico de Lugo este fin de semana tuviera que ser algo demandado es triste, pero al menos lo han hecho, así que toca felicitar a los cuerpos de seguridad por su magnífica labor de estos pasados días.

Al menos dos coches aparcados en la Plaza de España y cuatro agentes patrullando a pie, algo que de nuevo parece evidente pero que es una excepción, llevaron la tranquilidad a la zona y no hubo el menor altercado tras varios problemas que crearon una relativa alarma social, que es el problema real por curioso que parezca.

No seré yo quien defienda las peleas, no van por ahí los tiros. Se trata simplemente de reconocer la realidad: siempre las ha habido pero antes no salían en ningún sitio porque no había móviles con cámaras que registrasen lo que pasaba. De haberlos estaríamos abriendo los telediarios de los años 80. Recuerdo auténticas batallas campales entre pandillas de diferentes barrios de Lugo en mi época de colegio e instituto. Los años 80 o 90 fueron testigo de peleas bastante grandes y cuyas consecuencias normalmente eran unas magulladuras que los protagonistas ocultaban al llegar a casa porque sabían que además de lo recibido les caería otra tunda si sus padres se enteraban de que andaban metidos en esos líos.

Pero hoy las cosas son diferentes. Todos llevamos un estudio de televisión portátil en el bolsillo y a la mínima salimos a grabar como si no hubiera un mañana. La última de las peleas fue más grave, sí, pero recuerdo otra grabación que dio la vuelta a España de unos chavales junto a la Muralla que casi ni se tocaban pero que eran jaleados por el “público” que no se perdía nada… a través de sus pantallas.

Esto hace que todos nos rasguemos las vestiduras y que se cree un clima de alarma social, que es donde está realmente el problema, porque parece que el centro sea el Bronx, y para nada, como tampoco lo son las demás zonas de la ciudad donde hubo altercados últimamente.

Desde Lugo Monumental, la entidad que tengo el honor de presidir, se ha pedido presencia policial, con la instalación incluso de carpas temporales en los lugares más problemáticos, y la colocación de cámaras de seguridad. Todo esto no es para atajar un problema de violencia exacerbado sino para que la gente se sienta segura, porque eso es muy importante.

Lugo es una ciudad segura. Galicia es una comunidad segura. Incluso España es un país seguro. Las estadísticas demuestran que las cosas no están tan mal como parece a veces en ese sentido, lo que tampoco disculpa las barbaridades cuando pasan, no nos entendamos mal.

Pero es que además de estar seguros tenemos derecho a sentirnos seguros. Tenemos derecho a ir por la calle sin esa sensación de intranquilidad que hace que aprietes el paso y que cuando entras en el portal mires hacia el exterior por si acaso. Tenemos derecho a pasear por nuestras calles sin temor, sin preocuparnos de si van a atracarnos o a sacarnos una navaja. Tenemos derecho a sentirnos libres en nuestra propia ciudad. Y eso sólo se consigue con sensación de protección, de seguridad.

He visto que hay quien aprovecha el tema para exigir tramitar nuevamente aquella disparatada “ordenanza mordaza” que se fue a un cajón porque era una barbaridad de normativa. No es necesaria. Los comportamientos sancionables lo siguen siendo sin ella y no necesitamos normas más duras sino que se cumplan las que hay, pero es complicado si a quienes nos protegen no se les dan los medios materiales y el personal necesario, que curiosamente sí existe para otros cometidos.

Las mismas cámaras que se usan para sancionar a los conductores no sirven, según la alcaldesa, para protegernos. Los agentes que tan diligentemente multan a quien aparca mal se ven atados de pies y manos para vigilar que no haya agresiones en Lugo... y todo esto no es voluntad de los propios agentes, sino de quienes dirigen el asunto que son quienes dan las directrices.

Pues cambien esas directrices. Les hago una propuesta: pongan el mismo empeño en protegernos que en multarnos. No parece mucho pedir.

lunes, 30 de enero de 2023

Una buena promoción del Arde Lucus en Madrid

Imagen emitida por Telemadrid del desfile en la capital

Probablemente haya sido una de las mejores iniciativas para promocionar el Arde Lucus fuera de nuestra ciudad. La visita que se hizo, desfile incluido, por el centro de la capital española fue un éxito tanto por el recorrido como por la fecha elegida: un sábado por la tarde en que esa zona está de bote en bote.

Lugo no deja de ser una pequeña capital de provincia y no estamos acostumbrados a ver esas masas tremendas en todas partes, pero Madrid es mucho Madrid en ese sentido, perfecto para estas cosas o para ir un fin de semana, aunque yo, qué quieren que les diga, no viviría allí ni loco precisamente por eso, porque hay demasiada gente y está todo abarrotado. Para esto, eso sí, es lo mejor.

Estoy seguro de que esa visita y la aparición en varias televisiones y periódicos, amén de la repercusión en redes sociales, hará que este año se planteen venir al Arde Lucus algunas personas de allí, aunque habrá que insistir en la publicidad por esos lares unas semanas antes de la fecha, que de memoria andamos regular y según es obvio que lo vio mucha gente también lo es que tienen muchos más estímulos y esto no puede quedar en flor de un día.

La publicidad de estas cosas hay que hacerla fuera de casa. Siempre me llaman la atención esos anuncios para que la gente visite la ciudad… hechos en la ciudad. Si los están viendo es que ya están aquí, con lo que sólo queda como explicación que se intente hacer ver “lo mucho que se hace”en materia turística. Pues va a ser que no tanto.

Si nos llama la atención algo tan sencillo y evidente como un desfile en Madrid es que es extraordinario, una rara avis, una promoción obvia y muy económica, principalmente porque los ciento cincuenta figurantes que fueron al desfile eran, como siempre, voluntarios de las asociaciones del Arde Lucus que no cobraron un céntimo y se pegaron la paliza de ir el sábado por la mañana y volver el domingo para ayudar desinteresadamente a publicitar Lugo, algo que hay que agradecerles una vez más.

Ese es el camino. Este desfile debería tener continuidad con otros quizá más cerca: en León, Coruña, Oviedo, Vigo, O Porto… ciudades que están en un radio de acción razonable para atraer visitantes que pueden plantearse con facilidad pasar un fin de semana en Lugo durante el Arde Lucus.

En todo caso, felicitar al Ayuntamiento y a Mauricio Repetto por esta iniciativa y a las asociaciones participantes por su generosidad con su tiempo y esfuerzo, lo que una vez más demuestra que el Arde Lucus es una cosa de toda la ciudad.

 
Canal 33 también recogió la noticia, como casi todos los medios madrileños

viernes, 27 de enero de 2023

Los aparcamientos subterráneos públicos de Lugo son más caros que los privados

Los aparcamientos "públicos" de Lugo, los más caros del entorno del casco histórico.

Los debates municipales tienen poco del sano intercambio de opiniones, argumentos y posturas que se deberían dar en un foro institucional y mucho del barro de la campaña electoral, llamada “precampaña” para disimular que hace ya tiempo que las espadas están en alto.

Ayer uno de los temas que se trató fue el de los temas de los aparcamientos municipales, que son los más caros de Galicia en comparación con los demás céntricos y públicos en concesión, pero también son más caros que los privados de la ciudad, lo que es difícil de entender en un municipio regido por partidos autodenominados de izquierdas desde hace casi 25 años consecutivamente.

Aparcar una hora en la Plaza del Ferrol, Santo Domingo o Constitución cuesta 2,12 euros mientras que hacerlo en el amplio y casi diría que lujoso parking de Ánxel Fole (es decir, el de la calle del teatro) cuesta únicamente 1,75 euros. 37 céntimos de diferencia, que no es poco, inexplicables si tenemos en cuenta que mientras los primeros se hicieron en suelo público (gratuito) el último se edificó en un solar privado, lo que tiene un alto coste. Más inexplicable aún si vemos que no sólo pasa eso con ese aparcamiento sino con todos los demás. El del Seminario, el de Ollos Grandes, Camiño Real, los dos de calle Monforte… todos son más baratos que los aparcamientos públicos en la primera hora.

Los aparcamientos propiedad municipal, los más caros de Lugo en la primera hora.

En la segunda y tercera horas hay alguno privado más caro que los públicos, pero tan sólo por una diferencia de 7 céntimos como máximo, mientras que de nuevo otros privados son mucho más baratos que los aparcamientos que son “de todos” porque son municipales.

La culpa, por supuesto, es de la oposición. Siempre me pregunto para qué queremos un Gobierno en Lugo si no tiene jamás ni culpa ni posibilidad de arreglar nada, todo son los demás: la Xunta, el Gobierno Central (cuando gobiernan otros, claro está), los ciudadanos, los constructores, el cha cha chá… Aquí parece que nuestros regidores locales pasan por allí y no saben nada ni pueden corregir nada.

Si tenemos en cuenta que tan sólo en el año 2022 se subieron los precios de los aparcamientos dos veces, uno en enero (aumentando un 5,10%) y otra en diciembre (un 10,4% que se acumula sobre el otro) y que subieron más en ese año que en los 12 anteriores juntos, veremos que quizá sí tenga algo que ver en el problema el actual Gobierno local.

Entre 2011 y 2011 los parkings subieron 12 céntimos en total. En 2022 subieron 29...

La Alcaldesa ha respondido, y ha respondido mal. Primero ha llamado mentirosos a los que denunciamos esta situación (lo disfraza de “sesgo” y “tergiversación” pero no deja de ser una acusación de mentir que no es tolerable porque los datos no son discutibles) y segundo porque ampara la disparatada subida en la reducción de plazas de los aparcamientos al pasar de 3 a 2 parte de ellas.

Ese argumento es una bobada. La administración no ha de compensar a los aparcamientos si no existe un quebranto económico, así que lo suyo sería pedir las cuentas de los últimos años y ver si la ocupación es ahora menor por la reducción de plazas o, como dicta el sentido común, mayor porque son más cómodas. Si se produce lo segundo, no sólo van a recaudar más por tener más clientes, sino porque el Ayuntamiento les ha permitido disparar las tarifas. Inaudito. Recuerden: gobierno “de izquierdas”… 

En fin, aquí seguiremos siendo los paganos porque realmente poco podemos hacer más que denunciar los abusos de la administración, por mucho que nos intenten acusar de mentir. Cree el ladrón...

jueves, 26 de enero de 2023

Las amistades peligrosas

Foto que circula por redes de los regalos del Ayuntamiento que supuestamente se repartieron en una cena de un "grupo de amigos". Hoy tengo un cumpleaños, no sé si pedir que me manden unas bolsas.

La polémica levantada en torno a la cena del grupo de amigos vinculados a la Federación de Vecinos en que se pedía explícitamente el voto para la actual alcaldesa, Lara Méndez, no es un tema menor. Hay dos factores a estudiar con calma: el legal y el moral.

Empezando por el final, parece de difícil justificación que una entidad privada, apolítica sobre el papel pero que siempre ha jugado a toda cuanta baraja hay - siempre que el crupier reparta subvenciones, claro está -, se decante por una opción y se meta en un barrizal de complicada salida y cuyas consecuencias reales aún no sabemos. Pero eso es un tema interno suyo y de sus asociados, allá ellos. Otro asunto es la presencia y complicidad de la alcaldesa y varios concejales del gobierno, que eso ya nos atañe a todos, y más aún si la cena se pagó con nuestro dinero.

Legalmente la cosa es diferente. Pedir el voto antes de la campaña electoral es ilegal. Hacerlo en una cuchipanda pagada con dinero público es aún más grave. A pesar de que el delito de malversación esté de saldo, parece que habrá que aclarar si, como dijo el señor Vázquez, la cena la pagó la Alcaldesa, es decir, nosotros, o como afirmó ésta eso es mentira y no sabemos quién la pagó.

En todo caso parece que si lo hizo la Federación fue a cargo de las muchas subvenciones que recibe, es decir, nosotros otra vez. Hay diferencia, sí, pero como la que existe entre delfines y marsopas, no la que hay entre elefantes y murciélagos. Supongo que la Fiscalía actuará de oficio para aclarar quién abonó la factura y de dónde salió el dinero.

Parece indiscutible que sobre este asunto han mentido descaradamente. Aquí no hay sesgos o tergiversaciones, hay trolas de primer orden que se resolverán, porque hay grabaciones que demuestran quiénes son los embusteros… y saldrán.

Regalos supuestamente repartidos a los asistentes...

Artículo publicado en La Voz de Galicia del día 26 de Enero de 2023

viernes, 20 de enero de 2023

Carta a Ducki

Así te recordaremos siempre, feliz, relajado y tranquilo.

Querido Ducki:

Ayer fue nuestro primer día sin ti, y no fue nada bueno. Te echamos de menos a cada minuto, esperando que en cualquier momento aparecieras por la esquina del sofá mirándonos con esos enormes ojos que tan expresivos fueron siempre, que apoyases tu cabeza en nosotros o que nos despertases con el morro para salir de paseo. No hablabas, pero tampoco te hacía falta.

Cumpliste 14 años el pasado octubre, más de los que cabría esperar para ti, pero siempre nos parecerán insuficientes. Siempre habríamos querido más. Fuiste un perro querido, cuidado y al que dedicamos todos nuestros esfuerzos, y estoy seguro de que te has ido en paz y sin sufrir, que era lo que queríamos para ti.

No te imaginas la cantidad de gente que nos ha transmitido su cariño para ti. Sabíamos que eras un perro que se hacía querer, pero no pensábamos que por tantas personas, algunas incluso poco “perrunas” pero que apreciaban en ti algo diferente.

No comprendo a la gente que considera que sus perros son sus hijos, pero tampoco a la que los confunde con un mueble. Eras uno más de casa, parte de nuestras vidas, y lo seguirás siendo para siempre, porque siempre te recordaremos con cariño. Hoy lloramos, pero algún día llegaremos a recordar con una sonrisa lo mucho que nos diste, estoy seguro.

Estamos intentando también transmitir a todos los que te quisieron y te cuidaron nuestro agradecimiento, y en especial a Maya, nuestra veterinaria que demuestra una vocación y un cariño que supera con mucho lo que se espera de cualquiera y que ha estado a nuestro lado y contigo hasta el último minuto, y a Miluca, que tantas veces te cuidó y se quedó contigo, que tantos paseos te dio y que tanto te quería. Y a todos los demás que nos ayudaron a mejorar tu vida.

Has tenido una vida larga y feliz, y por eso no siento pena por ti, sino por nosotros. Dejas un vacío enorme que nos va a costar superar, pero no te preocupes, nos tenemos el uno al otro y juntos lo haremos, recordándote siempre con todo el cariño del mundo.

Gracias por todo y hasta siempre.

Te queremos.

Esta es mi foto favorita contigo.
Fue la primera vez que me devolviste un abrazo apoyando tu cabeza en mi hombro.


jueves, 19 de enero de 2023

Gracias por todo, Ducki

 


Gracias por todo a ti, Ducki.
Imagen de Mr.Hair

 https://instagram.com/mr.hair18?igshid=YmMyMTA2M2Y= 

miércoles, 18 de enero de 2023

Conducir con nieve


Hoy les traigo unos consejos para conducir con nieve... aunque si pueden eviten coger el coche, que es la mejor solución.

Fuente:

https://www.motorpasion.com/seguridad/conducir-nieve-hielo-forma-segura-mejores-consejos-invierno

Si la carretera acumula nieve debemos extremar las precauciones. Hay que reducir en la medida de lo posible el uso del cambio de marchas, priorizar el uso de marchas largas, ser suaves con los mandos y, en los modelos automáticos, usar el modo "Snow" o "Winter" (si existe), que suaviza los programas. Cuanto más larga sea la marcha, menos fuerza se transmite a las ruedas y habrá menos riesgo de pérdida de adherencia.

La utilización del pedal de freno debe hacerse como si no tuviésemos ABS instalado, es decir, sin pisarlo a fondo y dosificándolo prudentemente, con mucha suavidad y si es posible usando el freno motor en lugar de los órganos de frenado.

Es importante, por tanto, aumentar las distancias de seguridad por encima de lo que lo haríamos normalmente, ya que el coche no va a frenar igual, ni con la misma precisión y en caso de pérdida de agarre necesitamos espacio para corregir la situación.

También hay que ser mucho más cuidadosos con el uso del volante, evitando los golpes de dirección y la conducción agresiva. Ni siquiera hace falta una conducción errática para recibir una sobredosis de subviraje sobre asfalto deslizante, por lo que los movimientos deben ser tan sutiles como si en el maletero llevásemos dinamita.

El peor enemigo que tenemos en invierno es el hielo, que es tan resbaladizo como el aceite y puede significar pérdida de control total, llevemos las ayudas electrónicas que llevemos. Salvo que sea imprescindible, no quitaremos las ayudas electrónicas: tienen su efectividad aunque los neumáticos agarren mucho menos y pueden ser la diferencia entre una situación complicada y otra mucho peor.

Podemos encontrar hielo escondido bajo la nieve o en zonas donde no da el sol en los cortos días de invierno. Si hay agua, menos de 4 ºC y sombra, puede haber hielo. Es fácil encontrarlo compactado en la capa inferior de la nieve si no se ha retirado esta durante un periodo largo de tiempo, o si se ha convertido en hielo a base de pisarla.

Mantener la calma es lo primero que debemos hacer frente al hielo. No tratemos de cambiar la situación con decisiones de último momento. La prevención es la mejor manera de combatir las placas de hielo y, en caso de encontrarnos con una, ya deberíamos haber reducido la velocidad sensiblemente y aumentar la distancia de seguridad para que, si perdemos el control, podamos detener el vehículo en la distancia que sea necesaria.

En el caso de tener una capa de nieve gruesa, recibir el aviso de obligación de uso de cadenas por parte de las autoridades o encontrarnos en una situación complicada (además de nieve, hielo o incluso barro si se diera el caso) habrá que usar las cadenas o cualquiera de sus alternativas homologadas. 

Nos pueden multar si son obligatorias las cadenas y no llevamos, y además con razón. Es muy aconsejable llevarlas en el maletero durante la temporada fría. Ocupan poco espacio, son más fáciles de poner de lo que te imaginas y te pueden salvar de quedarte atrapado en medio de ninguna parte en pleno invierno durante horas. 

Fuente:

https://www.motorpasion.com/seguridad/conducir-nieve-hielo-forma-segura-mejores-consejos-invierno

martes, 17 de enero de 2023

El viejo nuevo auditorio

Interior del nuevo auditorio. la foto es de hace año y pico, cuando contaban en abrirlo de forma "inminente"... Aún esperamos.
Foto: La Voz de Galicia

Es difícil explicar que el nuevo auditorio siga cerrado seis años después de su terminación, en 2016 ,y tres después de su entrega al Ayuntamiento, en 2020. Las excusas de que tenía defectos constructivos son difíciles de creer porque se hizo la recepción del inmueble. Quizás el momento de actuar habría sido aquel negándose a recibirlo sin solventarlas.

Tampoco es cierto que se recibiera sin más. El Ayuntamiento sí dijo de aquella que había problemas y ya denunciaba las carencias y deficiencias técnicas de las instalaciones, pero como estamos tan acostumbrados a la hipérbole (como bien escribía Ramudo) nos pasó desapercibido, en ese ambiente de “Xunta mala, Ayuntamiento bueno” que es el día a día de nuestras noticias al respecto.

En todo caso, han pasado tres años en los que sí se han acometido otras obras. Se ha hecho el carril bici, la casita de madera si uso definido o la barbaridad de las bañeras colectivas que no quieren encender porque saben que el despilfarro energético no les ayudará a captar votos para mayo. Para eso sí hubo tiempo e interés, pero para abrir una instalación cultural que llevamos décadas esperando no porque tampoco saben muy bien qué van a hacer con ella.

Llenar con actuaciones de medio pelo y momentos puntuales de calidad el viejo auditorio podía colar, porque en el imaginario colectivo siempre ha sido una instalación “de segunda”, por mucho que haya cumplido su función con bastante dignidad durante muchísimos años. Pero parece que en el ya viejo nuevo auditorio sólo pueden venir de la Sinfónica de Berlín para arriba y eso va a ser muy complicado de gestionar… y muy costoso.

Sorprendentemente en el presupuesto municipal para 2023, que ayer el BOP consolidó, no prevé ni un euro para actuaciones en el nuevo auditorio así que en lugar de una herramienta para mejorar la cultura local será, simplemente, un arma arrojadiza para la campaña electoral que se avecina. Un arma cara, todo hay que decirlo.

lunes, 16 de enero de 2023

Hipersensibilidad - Por José Luis Ramudo

Imagen de portada de José Luis Ramudo en redes sociales. Me ha parecido la perfecta para ilustrar su imprescindible artículo.

Es muy poco frecuente que traiga a este blog artículos de otras personas, pero no me he podido resistir tras leer el impecable artículo de José Luis Ramudo que explica muchas cosas de por qué los políticos saltan como hienas cuando se les tocan determinados temas.

La pasada semana sufrí las iras del Gobierno Local por dar unos datos que no les gustaron sobre aparcamientos... pues vayan preparándose porque pronto habrá segunda parte.


Hipersensibilidad

Por José Ramudo en El Progreso

A unos meses de las elecciones, las batallitas de los partidos se recrudecen en una guerra ajena a los ciudadanos

Es como el amor. Está en el aire. Se percibe casi como una variación de la presión atmosférica. Como esa especie de vibración que carga de tensión el ambiente en los momentos previos a una tormenta eléctrica. No hace falta ser un individuo con los sentidos a flor de piel. Ni siquiera una persona demasiado perspicaz para notarlo. Hablo de esa hipersensibilidad que altera los sentidos de la vida política en los meses previos a una convocatoria electoral. Todo se examina. Todo se evalúa. Todo se interpreta. Casi todo se analiza y se mide en función de los intereses de los partidos políticos y de las posibilidades de los distintos candidatos. Se hacen grupos. Se clasifica a las personas, a los medios de comunicación, a las instituciones, incluso a las empresas y a los colectivos sociales. Se ponen etiquetas, aparentes o invisibles para el ojo inexperto. Son amigos o enemigos. Son de los nuestros o son de los otros. También se hacen cábalas. Se echan números. Sumas y restas. A veces las cuentas solo dan en la cabeza del contable. En ocasiones se aproximan bastante a la realidad impepinable que determina el escrutinio de las urnas.

Son momentos en los que la ansiedad impulsa la actividad institucional. También la presencia de los señores políticos en los lugares más insospechados. Los buenos alumnos quieren hacerse notar y los malos que se perciba menos su desidia o manifiesta incapacidad. Se disfraza como principios lo que no deja de ser sectarismo. Se trata de acentuar las virtudes y de mitigar los defectos. Se acaba el curso. Llega el examen. Aquellos que han estudiado y han hecho sus tareas en tiempo y forma no pueden evitar el nerviosismo que provoca la incertidumbre. Les pasa a muchos estudiantes. El temor a que el trabajo realizado con esfuerzo durante mucho tiempo quede arruinado por un mal día. Aquellos que llegan a la prueba con las materias a medias no pierden tampoco la esperanza de superar la reválida. De que suene la flauta. La autocrítica brilla por su ausencia, al menos en público, y nunca faltan palmeros para trovar los logros mitológicos de sus líderes.

Todos se juegan mucho. Es una pelea individual, pero también una lucha colectiva. Mantener la estructura de los partidos implica necesariamente tocar poder. Acceder a la llave que abre la caja del dinero público y a la posibilidad de ir colocando a los afines. El candidato o candidata pone la mejilla, para recibir el beso o encajar la bofetada, pero otras muchas personas hipotecan su futuro a corto plazo en función de los resultados de las urnas. Algunas, incluso, hacen de la política su única profesión. Su medio de vida. Son, sin lugar a dudas, las que más tienen que perder, por razones obvias. Las organizaciones cuidan normalmente de los suyos, al menos de aquellos que no se quedan en el camino, por jugar mal sus cartas o por dar algún que otro paso en falso. Quien a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija. Ahora bien, si las raíces no están profundamente hundidas en la tierra, un temporal puede hacer que el tronco que te amparó durante un tiempo acabe por aplastarte la cresta en su precipitada caída.

Sin duda, es esa hipersensibilidad que eriza la piel de nuestros políticos la que explica algunos sonoros encontronazos en las últimas semanas, como el que han protagonizado el gobierno local y Lugo Monumental a cuenta de los aparcamientos públicos del centro histórico o la escaramuza de la alcaldesa con el delegado de la Xunta en relación con la factura de la intermodal y la urbanización de su entorno. Los nacionalistas aseguran que han cumplido el cien por cien de su programa electoral en estos años y los populares afirman que el bipartito tiene a la ciudad paralizada y sumida en la penumbra. La hipérbole es propia también de estos tiempos. Es curioso, nuestros representantes públicos siguen enzarzados en sus batallitas, pero cada vez estoy más convencido de que esa no es la guerra de los ciudadanos.

Enlace al artículo de José Luis Ramudo publicado en El Progreso del 15 de Enero de 2023

viernes, 13 de enero de 2023

El Ayuntamiento se exculpa a sí mismo en el sainete de la fábrica de la luz

La fábrica de la luz, un edificio que sigue en ruinas después de habernos costado varios millones de euros gracias a la "magnífica" gestión municipal.
Foto: La Voz de Galicia

El Ayuntamiento de Lugo investiga al Ayuntamiento de Lugo y concluye que no hay “dolo, culpa o negligencia grave” en la “equivocación” del Ayuntamiento de Lugo. Que dicha “equivocación” nos cueste unos dos millones y medio de euros del dinero de todos los lucenses es irrelevante para el investigador, el investigado y el pagador que son, casualmente, la misma entidad.

Aunque resulta chocante a primera vista, no es ninguna sorpresa entender que para que un concejal y un funcionario deban responder con su patrimonio personal de una metedura de pata no llega con que ésta exista, sino que hay que demostrar que ha sido hecha a conciencia y, tras la prácticamente total despenalización de la malversación, que metieron dinero en sus propios bolsillos. Lógicamente cuando se produce un retraso intencionado no se pone en el expediente “recordar no presentar la solicitud a tiempo para cargarse el proyecto”, aunque visto el nivelazo que tenemos vayan ustedes a saber.

En todo caso, la investigación presuntamente exculpatoria lo que demuestra es que sí hubo una negligencia (que se ve que es “leve”) y achaca al desconocimiento del funcionario y el concejal de los plazos que debían cumplir, y a que la Confederación no notificó en ningún momento la existencia de un límite temporal para pedir la prórroga de la concesión que después caducó, desembocando todo ello en el sainete que tenemos sobre la mesa y que solventaremos aflojando billetes públicos, que como todo el mundo sabe, no son de nadie y no duelen.

Aunque les sorprenda, estoy bastante de acuerdo con esa conclusión. Si la Confederación, el organismo especializado, no mencionó nunca dicho plazo en sus muchas comunicaciones al Ayuntamiento parece lógico entender que el funcionario de turno o el concejal (sobre todo con la preparación de los concejales que, salvo honrosas excepciones, sufrimos actualmente) no tienen por qué conocer en profundidad todos los temas.

La paradoja no está ahí, sino en la consecuencia lógica sobre esto: el Ayuntamiento, tan comprensivo consigo mismo con la ignorancia sobre los plazos ¿será a partir de ahora igualmente generoso con los ciudadanos que se salten los plazos que no se les hayan notificado expresamente?

La administración, que aplica sobre todas las normas la ley del embudo, emite una maraña de normativas que ni ella misma es capaz de desentrañar. Imaginen en esa tesitura al pobre ciudadano de a pie que ni tiene la preparación, la capacidad o el tiempo para sentarse a intentar deshacer el nudo gordiano que publican los múltiples boletines oficiales que hay (provincial, autonómico, nacional y europeo, casi nada). Pero ahí no hay piedad ni compresión. Si te saltas un plazo el zasca es épico y no importa que alegues no conocer dicho plazo, porque entonces te sueltan que “el desconocimiento de la ley no exime de su cumplimiento” y se quedan tan anchos.

Se podría argumentar que ambos casos son parejos, porque el incumplimiento del ayuntamiento trae consigo un desembolso económico y el del ciudadano también. La diferencia, la importante diferencia, es que los primeros juegan con dineros ajenos y el segundo con dineros propios, por lo que en la práctica en el primer caso no hay sanción para el incumplidor y en el segundo sí.

Así que cabría esperar que nuestra administración local, ahora que ha visto lo difícil que es atender a todas las obligaciones legales, sea más indulgente con los ciudadanos… pero ya les digo que no va a ser así.

jueves, 12 de enero de 2023

La izquierda privatizadora en el Ayuntamiento de Lugo

Servicios privatizados en Lugo, como todos.

En relación a la polémica creada al revelarse que el casco histórico de Lugo sufre las tarifas más caras de Galicia en aparcamientos públicos ayer, en la cadena SER, la Alcaldesa de Lugo Lara Méndez, aseguró que “Somos de izquierdas, pero ese no es paraguas para que todo lo haga la administración”. La pirueta dialéctica es digna de estudio.

Para ponerles en antecedentes no les voy a repetir todo lo expuesto en el artículo de ayer sobre los precios, eso lo pueden comprobar cuando quieran y es muy sencillo hacerlo, así que vamos a dar por reproducido el tema y seguimos adelante.

Sí les resumo el tema con el planteamiento municipal, que es el siguiente: prorrogamos años y más años la concesión de los aparcamientos propiedad del Ayuntamiento de Lugo a una empresa privada y le autorizamos a disparar los precios… y después les decimos a los particulares (no olviden que los comerciantes son particulares) que asuman el coste. El de un gobierno de izquierdas debería ser, por lógica, que un servicio público no sea prohibitivo, ¿no les parece?

Según la Alcaldesa ser de izquierdas no es “que todo lo haga la administración”. No hace falta que lo jure, porque en Lugo el Ayuntamiento no hace nada, lo tiene todo privatizado. El cuidado de jardines, la atención en los centros sociales y culturales, el mantenimiento de las calles y edificios, el ciclo del agua, el transporte público, la recogida de basuras, la limpieza, el diseño de los futuros espacios… Hasta la "colaboración" con la inspección de tributos está privatizada, algo que es más que dudoso legalmente. La gestión y recaudación de tributos sí que está totalmente privatizada... Acabamos antes relacionando lo que no está privatizado, aunque no se me ocurre más que el tema de bomberos y policía local… y para eso no siempre porque por ejemplo para el mercado de Navidad contrataron una empresa privada de seguridad, así que mucho tampoco se fían de los cuerpos de seguridad municipales.

Cada vez que hay que hacer cualquier cosa la privatizan, y antes podían echar la culpa al malvado gobierno central porque les limitaba… pero ahora eso está cerrado porque las siglas mandan y perro no come perro, así que hay que buscar la justificación en otro lado, si bien cada vez es más complicado.

Y en esta vorágine privatizadora en que TODO está gestionado por empresas, nos viene la Alcaldesa con eso de que ser de izquierdas “no es paraguas para que todo lo haga la administración”. Hay que reconocer que es necesario ser muy valiente para decir eso en Lugo, donde desde 1999 gobierna la autodenominada “izquierda” que tiene de tal lo que yo de obispo de Cuenca.

miércoles, 11 de enero de 2023

Los aparcamientos del centro

La alcaldesa anunciando la ampliación de las plazas, una medida que hace que la empresa concesionaria gane más dinero, a pesar de lo que le compensan con más plazo y mayores precios...
Foto: www.concellodelugo.gal

Una de las asignaturas que me pareció mas ridícula en la carrera fue la llamada “Sistema político español en perspectiva comparada”. Era sorprendentemente difícil aprobar a pesar de lo obvio de la materia, que se reducía a explicar lo peliagudo que es establecer comparaciones entre cuestiones aparentemente similares pero con grandes diferencias de fondo. Hoy entiendo un poco más la importancia de aquellas enseñanzas.

Ayer Lugo Monumental, la asociación que tengo el honor de presidir, presentó un estudio en que se demostraba que los aparcamientos del casco histórico de Lugo son los más caros de Galicia, comparándolos con otros como Los Cantones de A Coruña, Plaza de España en Pontevedra, Plaza de Galicia en Santiago, Concordia en Ourense y García Barbón en Vigo. Para elegir los aparcamientos de la comparativa se buscaron estacionamientos céntricos de cada ciudad, optando ante la duda por aquellos que, como en el caso de los de Lugo, son de propiedad municipal en concesión a una empresa privada. El resultado fue desalentador. Lugo sufre las tarifas más caras de Galicia en la primera y segunda hora de aparcamiento y la segunda más cara, a tan sólo 22 céntimos de Coruña, en la tercera.


La comparación se ha establecido con aparcamientos en los centros de las ciudades y, ante la duda, en aquellos municipales en concesión, como es el caso de los de Lugo.

La virulenta respuesta del gobierno local fue afirmar que era mentira, disfrazando (aunque no mucho) el insulto tras las palabras “estudio sesgado”.  Curiosamente su postura es que en Lugo ya se subió el IPC (porque es obligatorio legalmente, aunque aquí se subió el precio más que el IPC) y en el resto de las ciudades no (se ve que en el resto de Galicia no es obligatorio legalmente…). En todo caso, aunque se subiera ese 6% no se salvaría la diferencia de precios que hay, por ejemplo, con Pontevedra donde nuestro precio supera el de aquella capital en un 33%, casi nada.

Dice el Gobierno que el estudio está sesgado. Sesgada está la respuesta. Sesgar los datos es aplicar supuestas futuras subidas de precios que serán reales o no. El estudio usa datos reales, no quimeras. A día de hoy los datos son los que son y en el futuro ya se verá. Sesgar los datos es pretender comparar aparcamientos de otras zonas y no los que están en situaciones similares con los que analizamos. Sesgar los datos es hablar de estancias de día completo, cuando hablamos de clientes de comercios, que están un par de horas o tres como mucho…

Entiendo que el Gobierno está en campaña electoral, es lo suyo, y que saltan como hidras de siete cabezas cuando se les pone frente a frente con una dura realidad, pero no parece muy razonable que la reacción sea decir “hay aparcamientos más caros, privados y en otras zonas, pero los hay” cuando se está hablando de concesiones y cascos históricos.

Hay dos cuestiones de la respuesta del Gobierno que me llaman poderosamente la atención. La primera es que dicen que se sube más que el IPC para compensar a la empresa por la reducción del número de plazas al convertir 3 en 2. Lo grande del tema es que esa reconversión no ha dañado económicamente a los aparcamientos, al revés, ya que ahora tienen más gente que antes por lo que se les compensa… por ganar más dinero. Llamativo como poco y más en un gobierno que se dice de izquierdas, que se den más beneficios a la empresa privada cuando no se ha demostrado daño alguno, sino al contrario.

Es peculiar que este Gobierno, insisto que se dice de izquierdas, tenga todo privatizado en Lugo y no sólo eso sino que apuesta por prorrogar las concesiones a lo loco. El propio equipo actual aumentó la duración de la concesión hasta el 2036, y lo vendía con el rollo de que sería “un gran paso, además, para facilitar las compras en el casco histórico y en su entorno y dinamizar el sector comercial y hostelero”. Se le olvidó decir que además de darles más plazo iba a dispararnos los precios.

La segunda es que se dice que “en otros lugares” las asociaciones de empresarios son las que convenian con los aparcamientos reducciones de precios. Tienen razón, pero es que a estas alturas ya deberían saber cómo funcionan esos chiringuitos y que Lugo Monumental no entra en ese juego. El esquema del Gobierno es el siguiente: ponemos precios altos, sableando a los usuarios, y después una asociación pide subvenciones públicas para poder dar tickets de aparcamiento. ¿No les parece más razonable que los aparcamientos públicos, propiedad del Ayuntamiento de Lugo no lo olviden, tengan un precio razonable y nos evitemos todo ese proceso? Además, nuestra asociación no trabaja con subvenciones.

Los argumentos dados por el Gobierno cuando se hablaba del aparcamiento del HULA se vuelven ahora en su contra. En el centro no hay casi alternativa para aparcar y la poca que hay se la están cargando (en los demás barrios también, gracias a la bobada del carril-bici, que a este paso les puede costar muy caro), también son espacios públicos y evidentemente sería de gran interés poner precios razonables e incluso una gratuidad inicial durante un tiempo... pero claro, aquí no hablamos de la Xunta y toda aquella agresividad se torna ahora contra quienes denuncian que el emperador está desnudo. Lo de siempre, como cuando dijeron que mentíamos con las tasas de terraza (hasta que los datos y los juzgados nos dieron la razón) o con las papeleras... Para su desgracia (y la nuestra) la realidad es tozuda.

Es igual, paga Juan Pueblo, qué más da. Llamamos mentirosos a los que ponen los datos sobre la mesa y si cuela, cuela… y como en este repulsivo mundo que estamos creando la gente ya no opina sobre datos sino sobre querencias y tendencias políticas, hasta colará para algunos.

lunes, 9 de enero de 2023

Un duro comienzo de año para la ciudad

Quico con el inolvidable Díaz Pardo (foto: asociación Isaac Díaz Pardo) 
y Arcadio Silvosa (foto: El Progreso)

Ayer por la tarde me enteraba del fallecimiento de Don Jesús, Suso, Quico de Sargadelos… una pérdida enorme para todos los que tuvimos el honor de conocerlo y de beneficiarnos de su gran generosidad, su entrega y su constante voluntad de poner a disposición de cualquier acción cultural la Galería Sargadelos, de la que él era el indiscutible referente.

Amigo personal, de hecho él se consideraba casi un hijo, de Isaac Díaz Pardo, Suso fue el buque insignia de no sé si la más grande pero sin duda de la mejor y más entregada tienda de Sargadelos del mundo en Santo Domingo. Daba gusto ir a comprar una pieza de la que te explicaba todo: su historia, su origen, su significado y simbolismo… las conocía todas y cada una con una memoria enciclopédica y unas ganas de transmitir esa información que jamás he visto en otras sedes de Sargadelos, ni siquiera en la central. Lo suyo no era afán comercial sino pasión.

Como es lógico, uno de los mejores recuerdos que tengo de él fue su cariñosa acogida al libro del Verruga, el primer pinito que hice en el mundo editorial. No recuerdo la fecha de la presentación pero sí que hacía una tarde de perros, y que caía un aguacero que pensamos que nos dejaría solos en el local. Suso me decía “no te preocupes, que es pronto, vendrá gente”, con esa confianza que sólo la experiencia te otorga. Pues tuvo razón, incluso más de la que él mismo se esperaba. El lleno fue total y las ventanas de la Galería se volvieron traslúcidas por la condensación de la gente que había. De hecho, al día siguiente, me comentó que sólo recordaba otra presentación de un libro con más gente, y fue una vez que fue Carrillo a presentar uno allí.

Don Jesús era un hombre magnético, con unos impresionantes ojos que reflejaban bondad, curiosidad y sabiduría a partes iguales… de hecho esas tres características suelen ir de la mano.

Le echaremos de menos, y nunca pagaremos la deuda que el mundo cultural en general y el de esta Galicia nuestra en particular tiene con él, por ser un impulsor incansable de toda cuanta iniciativa hubo en favor de esta tierra.


Y por si el fallecimiento de Don Jesús fuera poco, me acaban de decir que hoy nos dejó también Arcadio Silvosa. Periodista, exconcejal, persona de excepcional trato y que siempre será recordado por su voz en Radio Lugo, entre otras actividades periodísticas.

Su actividad política sorprendió a toda la ciudad, por entrar en la lista del Partido Popular, algo que a priori parecía “no pegar” con él. Pero se debió a una amistad personal y a su confianza en Jaime Castiñeira, el candidato que consiguió ese pequeño milagro y al que se debe un afortunado paso de Arcadio por el salón de plenos del Ayuntamiento, donde hizo la siempre ingrata labor del seguimiento económico del gobierno, algo duro pero que él sabía transmitir dando interés a una cuestión que en ocasiones pasa demasiado inadvertida.

Un grave problema de salud hizo que dejase la actividad política y la actividad social, aunque por supuesto no sus aficiones entre las que destacó siempre su pasión por el Breogán.

Arcadio era un un profesional de esos que se hacen un hueco en el difícil mundo de la prensa, pero sobre todo siempre fue, como lo definía Paco Nieto, una buena persona. 

No se puede pedir más.

jueves, 5 de enero de 2023

La búsqueda de antepasados: ¿curiosidad o nacionalidad?

Españoles hacia el exilio tras la Guerra Civil. Foto: www.publico.es

Entre los debates que vemos en redes sociales a veces hay cosas de mucho interés. En el grupo “Eres de Lugo si…” se planteó por qué motivo había tantas personas que últimamente se interesaban por localizar partidas de nacimiento de antepasados suyos en Lugo.

Hay varias explicaciones posibles, pero las dos fundamentales son las siguientes:

1.- Personas que tienen curiosidad por sus raíces y quieren encontrar sus vínculos familiares. Es una opción perfectamente válida y creíble, porque yo mismo tuve familiares que viven en Miami y que contactaron con nosotros por ser descendientes de antepasados comunes que emigraron. No había ningún interés económico ni legal, ya que era gente que ni se plantea venir a vivir aquí ni busca nada que no sea satisface su curiosidad por su árbol genealógico.

2.- Quienes desean acogerse a la legislación vigente y pedir la nacionalidad española porque es una cuestión aprobada en octubre de 2022 por las Cortes Generales españolas. Hay quien ve en esto una “coladera” para obtener la nacionalidad, y pueden tener razón, pero también es cierto que si sus antepasados se vieron obligados a abandonar España durante la Guerra Civil o la Dictadura por cuestiones ideológicas o políticas, parece más que razonable que puedan recuperar la nacionalidad que les correspondía.

La propia ley de la que hablamos, publicada en el BOE del día 20 de octubre de 2022, dice en su disposición adicional octava:

Los nacidos fuera de España de padre o madre, abuelo o abuela, que originariamente hubieran sido españoles, y que, como consecuencia de haber sufrido exilio por razones políticas, ideológicas o de creencia o de orientación e identidad sexual, hubieran perdido o renunciado a la nacionalidad española, podrán optar a la nacionalidad española, a los efectos del artículo 20 del Código Civil. Igualmente, podrán adquirir la nacionalidad española las personas que se encuentren en los siguientes supuestos:

a) Los hijos e hijas nacidos en el exterior de mujeres españolas que perdieron su nacionalidad por casarse con extranjeros antes de la entrada en vigor de la Constitución de 1978.

b) Los hijos e hijas mayores de edad de aquellos españoles a quienes les fue reconocida su nacionalidad de origen en virtud del derecho de opción de acuerdo a lo dispuesto en la presente ley o en la disposición adicional séptima de la Ley 52/2007, de 26 de diciembre.

2. En todos los supuestos, esta declaración deberá formalizarse en el plazo de dos años desde la entrada en vigor de la presente ley. Al terminar este plazo, el Consejo de Ministros podrá acordar su prórroga por un año.

El matiz, creo yo, está en que no sólo debería demostrarse la línea genealógica sino también la existencia de esas razones “políticas, ideológicas o de creencia o de orientación e identidad sexual”, porque los descendientes de quien simplemente se marchase por buscar un futuro económico mejor no tendría mucha lógica que se pudieran acoger a estas medidas excepcionales.

En todo caso, tampoco es sencillo de demostrar, e imagino que el legislador ha optado por el “café para todos” que, aunque moralmente pueda ser razonable por evitar a la gente tener que demostrar esa persecución de la dictadura, en la práctica implica que sea una “coladera” para quien quiera acceder a la nacionalidad española y, por lo tanto, a la ciudadanía europea con todo lo que ello implica.

Es un tema realmente complejo, y supongo que cualquier opción podría suponer injusticias para unos u otros. ¿Cómo demuestro yo que mi abuelo era comunista y se marchó a Argentina por miedo a las represalias? ¿Cómo puedo garantizar que mi antepasado simplemente se vio obligado a huir porque el cacique del pueblo amenazaba con liquidarlo por algo tan rastrero como una antipatía personal? La Dictadura amparó barbaridades que son difíciles o imposibles de demostrar...

Es curioso que mucha gente que llora viendo “La lista de Schindler” o “La vida es bella” y reclama justicia para los judíos asesinados o expulsados de sus países por los nazis no vea el paralelismo con lo que sucedió en nuestra propia casa. Quizá porque los americanos no han hecho películas sobre ello y el cine patrio peca de esa politización venida de depender de las subvenciones más que de la taquilla. En todo caso, reflexionen sobre ello y cambien “lucense” por “judío” y “dictadura franquista” por “régimen nazi” y a ver si les sigue pareciendo mal que se intente reparar una parte del daño causado (todo es imposible).

miércoles, 4 de enero de 2023

Noemi Mazoy es la verdadera Navidad de Lugo

El concierto de Noemi acompañada de Germán y Cristina fue, una vez más, una maravilla
 

El concierto que ayer ofreció nuestra queridísima Noemi Mazoy para ayudar a la Asociación Tío Antonio fue, un año más, el momento más emocionante de estas fiestas para la ciudad de Lugo.

Les confieso que todos los años Noemi logra que me salten las lágrimas. Uno de los últimos actos a los que fui con mi abuela Emilia fue el concierto de Noemi de Navidad de 2012 y no sé por qué motivo recuerdo especialmente el Adeste Fideles. Cada vez que Noemi entona esa canción se me inundan los ojos.

Noemi es todo emoción y amor incondicional, pero este año además ha conseguido demostrarnos lo que su fuerza de voluntad es capaz de hacer. Tan sólo 24 horas antes del concierto apenas podía hablar por un terrible catarro y hoy nos ha deslumbrado con una potencia y una voz que pocas personas tienen en su mejor momento. Y esa fuerza viene del corazón, del alma, de su pasión por ayudar a los demás, a esa Asociación Tío Antonio que cuenta con este hada madrina de lujo y de Lugo.

Noemi es la Navidad en nuestra ciudad y su concierto año tras año, que siempre ha hecho sin interés económico de ninguna clase, es la prueba palpable de su generosidad, su cariño y, en esta ocasión, su afán de superación sólo por los demás, por esa Asociación a la que todos podemos echar una mano, aunque sólo sea por Noemi.

Artículo publicado en La Voz de Galicia del 04 de Enero de 2023