martes, 7 de julio de 2020

¿Cinco días de cierre?

La playa de las Catedrales, el segundo lugar de Galicia con más turismo, solo superado por la Catedral de Santiago.

¿Qué lógica tiene cerrar A Mariña cinco días? Es una pregunta que muchos nos hemos hecho cuando se anunció esta medida de contención ante el rebrote de coronavirus que afecta a municipios de nuestra costa. La lógica política, que en este país nos tiene sorbido el seso a todos, parece indicar que se hace así porque el domingo hay elecciones, aunque tal vez el motivo sea otro o, por lo menos, ese no sea el único.

Hablando con gente de la costa que se dedica a gestión de empresas, respiran aliviados por ese plazo de cinco días, ya que si se decretasen los quince que pide alguna gente se entraría en la segunda quincena de Julio… y eso tendría unas incalculables repercusiones económicas y haría un daño irreparable a la campaña estival. El “solomillo” del verano, es decir, la segunda quincena de Julio y la primera de Agosto son la piedra angular de la economía turística de A Mariña. Además, siempre se está a tiempo de prolongar esas medidas si la situación no se controla.

Sí, claro que es suena a barbaridad poner la economía en primer lugar, pero la gente tiene que comer, y si el dinero del aluminio desaparece y la pesca está como está, hay que apostar por otros sectores.

Si esta situación se diera dentro de un mes le echarían la culpa a “los de Madrid”. Una cura de humildad nos viene bien a todos, a ver si actuamos con ese “sentidiño” del que tanto presumimos y tenemos el cuidado que se nos pide, usando mascarillas y evitando situaciones de riesgo. Como “en Lugo estamos a salvo” nos lo hemos tomado con menos seriedad… y ya ven.

No bajen la guardia.

Artículo publicado en La Voz de Galicia del 8 de Julio de 2020

3 comentarios:

  1. Está claro que el plazo de cinco días es únicamente porque hay elecciones.
    Hoy hay 121 casos activos en A Mariña, más que en cualquier momento de la cuarentena. Si no hubiese elecciones se cerraría hasta que la situación estuviese bajo control (sin dar una fecha ni un plazo), fuese cuando fuese.

    Por esas mismas elecciones Feijoo se esfuerza en decir que ir a votar será seguro y nos echa la culpa de los contagios a los bares... ¡Lo que faltaba! porque después de las elecciones esos bares seguiran perdiendo clientes con miedo a contagiarse, y más aún si no se controla por abrir demasiado rápido o poner a algún infectado en una mesa electoral.

    Y lo de abrir sábado y domingo para ir a votar y luego cerrar (que me lo temo) no es estar a tiempo de nada, es tomarnos por tontos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy coherente. Es peligroso entrar cinco minutos en una sala amplia, con mascarillas e hidrogeles. Pero a los bares, peluquerías y rebajas comerciales, sí se puede.
      Basta con ver quien se opone para concluir el motivo.

      Eliminar
  2. No es un confinamiento. Se puede salir de casaz para ir al supermercado o para ir a votar
    Y además, por qué se dá por sentado que el voto de la costa favorece a unos o a otros?

    ResponderEliminar

Derecho a réplica:

Se admiten comentarios, sugerencias y críticas. Sólo se pide cierta dosis de "sentidiño" y cortesía.