jueves, 25 de mayo de 2017

¿Podríamos recargar GRATIS el coche eléctrico en el Ceao?

Hace ya una década que el entonces alcalde Orozco inauguró la “planta de energía” del Ceao, una instalación que nos costó la friolera de 756.000 euros (más de 125 millones de pesetas para los de antes) y que hasta donde tengo entendido solo funcionó unos meses y allí quedó, a mayor gloria de la Administración.

Paneles del centro de energías del Ceao
Foto: El Mundo
El problema, por lo visto, es que genera electricidad pero que no se puede aprovechar por razones legales, de esas tan extravagantes que uno se pregunta en qué clase de país vive, donde se obstaculiza la generación de energía limpia por un lado, y se hacen inversiones disparatadas en una instalación inútil por otro.

La cuestión es que diez años después el tema sigue ahí parado, muerto de risa, y cogiendo polvo hasta que se “sanfernandice” y haya que tirarlo o meter otra millonada para que funcione de nuevo, como tantas cosas (rebicíclate, fábrica de la luz y demás fantasías).

El BNG, sin embargo, ha hecho una propuesta muy interesante: crear en ese lugar un punto de recarga gratuito para coches eléctricos. De esta forma se podría aprovechar la energía y, como no se revierte en la red general, entiendo que no debería haber inconvenientes. No tengo ni idea de si esta propuesta es viable, pero sonar suena bien.

Lo de los coches eléctricos tiene un fallo gordo: lo de que te deje tirado y tengas que buscar un enchufe para recargarlo y seguir camino. Vamos, lo que nos pasa a todos con el móvil pero a lo bestia.

Nunca comprendí muy bien el sistema de recarga que se plantea. Creo que lo lógico sería que todos los coches llevasen la misma batería, que fuera universal con unos requisitos, y que cuando se estuviera agotando pudieras ir a un punto de recarga y cambiar la batería por una cargada pagando la energía. Vamos, igual que se hace con las bombonas de butano, que no tienes “tu bombona” sino que tienes “una bombona” y te la cambian por otra llena cuando hace falta. Podría ser la única forma de que esa recarga fuera inmediata.

El problema de esta idea, entiendo, es que las baterías con carísimas y que entiendo que no les hace mucha gracia cambiar una nueva por una vieja que ya estará “viciada”. Esto lo digo desde el total desconocimiento porque no entiendo de esas cosas más que lo que la vida diaria me enseña con el teléfono... pero supongo que todo es ponerse a buscar soluciones globales.

En cualquier caso, volviendo al asunto, el BNG hace una propuesta que me ha sonado muy bien. El único problema que le veo es estar allí tirado con el coche enchufado esperando a que cargue, pero eso se podría arreglar metiendo una cafetería con una terraza... y así el Ayuntamiento hasta podría cobrar esas tasas tan disparatadas que tanto le gustan. ¡Si hasta les vamos a hacer ganar dinero y todo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Derecho a réplica:

Se admiten comentarios, sugerencias y críticas. Sólo se pide cierta dosis de "sentidiño" y cortesía.