martes, 10 de julio de 2012

Trayectoras políticas

Tengo que reconocer que a pesar de que el tiempo va pasando y ves cada vez más barbaridades en internet, algunas aún me siguen dando que pensar. Ayer un amigo, presunto socialista él, colgó en su muro del Facebook una imagen contra Rajoy, de estas reivindicativas que están tan de moda.
Lo primero que llama la atención es que sólo desde el cambio de gobierno proliferan estas imágenes entre cierta gente, que antes permanecían callados, con lo que podemos deducir que estaban encantados con el rumbo que llevaba España bajo el mando de Zapatero y compañía. No, ya sé lo que me van a decir, no estoy siendo parcial. También me parece mal la gente que ponía imágenes antes y ahora están callados. No defiendo ni unas ni otras, porque ahora vamos a hablar de la imagen en cuestión.
Defiendo la libertad de cada uno de decir lo que le venga en gana. Eso no quiere decir que esté de acuerdo con lo que dice, obviamente. Lo que no comparto es que esa libertad ampare la calumnia, el insulto gratuíto o el desprestigio basado en la simpleza o el infundio. La imagen en cuestión habla de la trayectoria política de Rajoy reduciéndola a estar “ocho años sentado esperando a que la cagara Aznar, ocho años sentado esperando a que la cagara Zapatero, y siete meses de Presidente del Gobierno cagándola sentado”.
Sé que es una simpleza que no debería merecer mayor comentario, pero francamente, como veo que este tipo de cosas abundan bastante, me gustaría hacer un par de reflexiónes.
La primera es que de Rajoy se podrán decir muchas cosas, estar o no de acuerdo con él, discrepar sobre sus políticas o lo que se desee, pero me parece poco sostenible hablar mal de su trayectoria política. Sin lugar a dudas es uno de los políticos más preparados que tenemos en España, y me recuerda a la vieja guardia del Congreso en que el curriculum de sus señorías era envidiable.
Rajoy fue concejal, diputado provincial, presidente de diputación provincial, diputado autonómico, vicepresidente de la Xunta, ministro de administraciones públicas, ministro de educación y cultura, ministro de la presidencia, ministro de interior, ministro portavoz del gobierno, líder de la oposción durante 7 años y ahora Presidente del Gobierno de España. Y antes de todo eso se sacó la oposición de Registrador de la Propiedad. Ahí es nada.
Me gustaría que esta gente, que despacha el pasado político de Rajoy con dos simplezas, comparase su extensa y variadísima trayectoria en el mundo de la administración y la política con la de su antecesor, Zapatero, del que no conocemos oficio ni beneficio.



Esto no es una defensa de las políticas de Rajoy, eso otro día si quieren, es una defensa de su figura personal como político de extensa experiencia y de probada solvencia. Otra cosa es, insisto, la concreción de lo que se está haciendo y si estamos o no de acuerdo, pero no confundamos churras con merinas.
Lo que me sorprende no es tanto que haya este tipo de cosas circulando por la red, sino de quién vienen en muchos casos, ya que son personas a las que tenía por más reflexivas. Es una pena que el chiste fácil se convierta en una especie de argumento/pataleta.
Ya hablamos otro día de los chistes sobre la forma de hablar de Rajoy, consecuencia de un accidente de tráfico, dato que muchos deberían conocer antes de pitorrearse de alguien digno de admiración. Supongo que en un país en que se hacen chistes de las amputaciones a Irene Villa, el asesinato de Miguel Ángel Blanco o el 11- S todo es posible.

1 comentario:

  1. Totalmente de acuerdo contigo, ya quidieran muchos politicos de ambos lados tener el "curriculum" de Rajoy, lo que pasa es que somos un pais de tontos útiles y los que antes callaban ahora van a degüello contra todo lo que suene a popular, se ve que estaban muy satisfechos con lo que había. País....

    ResponderEliminar

Derecho a réplica:

Se admiten comentarios, sugerencias y críticas. Sólo se pide cierta dosis de "sentidiño" y cortesía.